SOY ILIMITADO -CUARTA PARTE-

SOY ILIMITADO -CUARTA PARTE-

Gerardo Topete
@wolvardo
4ta Entrega del Curso “Soy Ilimitado”
El silencio es uno de los recursos más fuertes que tenemos los seres humanos para aprovechar la ilimitabilidad latente que existe en nosotros. Es necesario percatarnos que está íntimamente relacionado con nuestro nivel de voluntad. Desde esta perspectiva comprenderemos que para forjar una voluntad férrea es necesario practicar el silencio, que debemos mencionar que no es lo mismo que no hablar o permanecer callados. Ejercer el silencio tiene que ver con mantener nuestra energía en el propósito definido que sea que tengamos. La energía que estamos guardando es exclusiva para ser utilizada en la consecución de nuestro deseo. Nuestro deseo, recordemos, es ser conscientes de nuestro potencial ilimitado que está en nosotros y que está aquí y ahora de manera permanente y latente.
Silencio es hablar todo lo que queramos pero sin tocar el tema al cual estamos aportando nuestra energía. Silencio es disfrutar, vivir en alegría, pasándola bien en compañía o solos pero salvando la energía para el deseo que queremos manifestar.
Hemos de tener presente que esa forma de reservar la energía aporta a forjar nuestra voluntad. Esto se vuelve un círculo virtuoso donde a mayor energía guardada y enfocada mayor capacidad de manifestación. Cuando nos vemos siendo creadores de nuestra realidad es casi imposible no emocionarnos y seguir en un camino donde somos los regentes de nuestra vida y despojarnos poco a poco con esta forma de vivir, de las mareas por las que nos vemos llevados eyaculacion precoz y viagra sin ser conscientes de ello.
Esta semana debes meditar en el siguiente decreto:
“Yo tengo contacto con mi potencial ilimitado y lo utilizo para mejorar mi entorno, a mí mism@ y a los que me rodean”.
Si estás de acuerdo, debes apuntar este decreto literalmente en tu diario ilimitado y memorizarlo al pie de la letra.
Ahora, para avanzar, debes apuntar tu decreto cada uno de los días de esta semana en que trabajes con este ejercicio.
blog2
Protocolo:
  1. Establecer el momento ideal para mis prácticas sin ser interrumpido (muy temprano por la mañana o ya or la noche y que todos estén dormidos puede funcionar).
  2. Signo de Abrir.
  3. Meditar por un tiempo hasta de 10 minutos en el decreto que apunté en mi diario ilimitado.
  4. visualizar un campo fértil a la altura de tu chakra cardiaco y depositar allí la semilla de la ilimitabilidad.
  5. Permanecer unos instantes sintiendo cómo es que la semilla de la ilimitabilidad ha sido bien recibida por tu corazón.
  6. Tener la certeza de que está siendo protegida, alimentada y fortalecida.
  7. Signo de Cerrar.
  8. Registrar tus conclusiones en tu Diario Ilimitado.
Que la luz ilimitada ilumine nuestro camino.

One thought on “SOY ILIMITADO -CUARTA PARTE-


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*