Realidad virtual tapatía: economía y ¿relajación?

Realidad virtual tapatía: economía y ¿relajación?

Eder Amador Cruz

@neveramador

 

11 de enero de 2017

Guadalajara, Jalisco; México.

Mucho de lo que hoy en día se comparte en diarios, noticieros y blogs sobre la industria tecnológica apuntan a la realidad virtual y la realidad aumentada como los sectores más prometedores y revolucionarios de los próximos años, y es que muchos de los grandes fabricantes como Sony, Facebook, Google, Apple, Microsoft, Amazon, Samsung y HTC los han elegido como levitra patent expiration date el campo de batalla.

Grupo Goldman Sachs (GS), uno de los titanes de la banca y las inversiones más importantes del mundo, pronostica que las ventas de hardware para realidad aumentada y realidad virtual superarán los 80 mil millones de dólares para el año 2020, siendo uno de los mercados mejor valuados, casi comparado con el de la  computación al día de hoy.

El valor estimado del mercado, específicamente de la realidad virtual móvil para 2017, es de 1,600 millones de dólares. Cifra que se multiplica para 2018, que se visualiza en los 4 mil millones de dólares.

Estas afirmaciones lograr reunir las cifras que la venta del hardware puede representar, ¿pero qué pasa con los contenidos?

Actualmente existen más de 118 empresas alrededor del mundo dedicadas a la creación de contenidos para realidad virtual, que si por aproximaciones pudiéramos segmentar, se verían de la siguiente manera:

Entretenimiento 23%
Publicidad 22%
Turismo 17%
Educación 14%
Salud 12%
Arquitectura 8%
Servicios 4%

 

Hace unos días, en una charla para una revista de tinte tecnológico y científico de la Ciudad de México, explicamos desde la voz de Ilímita, una de las vertientes de la salud que queremos tocar haciendo uso de la realidad virtual.

Este proyecto nace con el nombre (interno, aunque cuenta ya con registro de marca ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual, IMPI) de Zensay y tiene como objetivo la creación de experiencias en realidad virtual para alcanzar estados de relajación y disminución de estrés.

Haciendo uso de escenarios artificiales fantásticos, pasamos del imaginar al ver y estar en lugares que crean un efecto distractor y estimulante en nuestro cerebro. Esta nueva vertiente de la psicología positiva ya tiene un nombre: neurofelicidad.

La neurofelicidad entendida por muchos como “estado pleno” o mindfulness trata de centrar toda nuestra atención en algo y volcar toda nuestra atención y sentimientos en procesarlo, es esa la gran ventaja que juega la realidad virtual al enviar mensajes audiovisuales a lo más profundo de nuestra mente para crear estímulos reales al resto de nuestro sistema nervioso. Se produce un efecto catalizador de procesos neuroquímicos para la producción de hormonas que regulan nuestro estado de ánimo y niveles de felicidad como la serotonina, endorfinas, oxitocina y dopamina.

La propuesta que fijamos con las experiencias Zensay es poder llevar al usuario a estados de consciencia que solo con la concentración y estímulos reales se pueden lograr. Producir momentos que ataquen de forma directa al estrés, estrés crónico o incluso trastornos de ansiedad.

La meditación, independientemente de la disciplina, ha demostrado resultados positivos en la vida de las personas que la practican. Decimos que nos ayuda a escuchar y callar. Nos permite encontrarnos entre todas las voces que nos rodean. Para vivir sin límites necesitamos saber quiénes somos y por qué hacemos lo que hacemos. ¿Esta terapia podría llevarnos a encontrarnos con nosotros mismos?

En próximos días, dentro de nuestro laboratorio de desarrollo Ilímita, podrás conocer distintas experiencias de realidad virtual con equipo de alta gama. Esto nos ayudará a conocer los intereses del público, su aceptación por estas tecnologías y demás elementos que ayudarán a Zensay a producir los contenidos que el público requiere para alcanzar momentos de felicidad real.

¿Qué diría la generación de nuestros abuelos sobre esto?

4 thoughts on “Realidad virtual tapatía: economía y ¿relajación?

  1. Alejandra González

    Es fantástico ! Que bien que la tecnología se utilice para el bienestar y sobre todo en algo que en la actualidad está acabando no sólo con la salud sino con la paz,ese estrés y ansiedad causada por los estragos de la vida moderna

    • Síguenos en nuestras redes sociales.
      Abrimos un videoblog para seguir con el tema.
      Búscanos como Ilímita en Facebook, Twitter y YouTube


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*